Mi Gran Boda Cántabra II


Hola a todos! Hoy os traigo la segunda parte del reportaje de mi boda ;). Antes de nada, un consejo, no dudéis en contratar un reportaje de vídeo para la boda…No nos podemos alegrar más de habérselo pedido a Antonio Pisa. Es como volver a revivirla una y otra vez!

 IMG_8907

Llegué en coche a la iglesia con mi padre, que iba conduciendo…Qué nervios! Yo ya estaba muy emocionada y no podía ni mirarle…jajaja. Antes, había mandado a unas amigas y primas  a que colocaran los misales en los bancos (no tengo ninguna foto…eran blancos y morados, en forma de abanico) y unas velas y farolillos blancos, que compramos para la ocasión (y que luego hemos reciclado en nuestro piso), que se colocaron a lo largo del pasillo hacia el altar y por varias zonas de la iglesia. La iglesia, toda de piedra, parecía envuelta en un aura aún más mágica con las velas, que estaban por todas partes, y las flores.

 sonsoles&fernando boda_149

La decoración floral, a cargo de Aquilea, era impresionante. Las hermanas Barreiros, me hicieron caso en todo lo que les pedí al 100%. Un trabajo magnífico. Para la iglesia: hortensias y paniculada en cestos, velas altas en jarrones de cristal y troncos de madera, todo era de estilo muy campestre. Para la cena, algo más exuberante, el protagonismo lo tenían las peonías y flores en tonos rosas y malvas, con jarrones de cristal y tablas de madera.

 sonsoles&fernando boda_132sonsoles&fernando boda_133sonsoles&fernando boda_134sonsoles&fernando boda_036sonsoles&fernando boda_325sonsoles&fernando boda_302sonsoles&fernando boda_310sonsoles&fernando boda_311

Al llegar a la iglesia, vi mucha gente que conocía. Qué emoción! Las damitas estaban preciosas, tal y como me las había imaginado. Sara de El Ropero de las Mariposas hizo todos los vestidos con mucho mimo y exactamente como se lo pedí, dejándome participar en cada detalle. El resultado? Unas niñas muy “Wendy de Peter Pan” con un toque “Orgullo y Prejuicio”. Además, llevaban bailarinas de ballet blancas, unas coronas personalizadas por la marca Cucullia (encantadoras y geniales) y unas cestitas de madera con un corazón de pizarra, llenas de confeti de violetas blanco y lila (que me tiré meses preparando”. La idea del confeti me encantó, llenó toda la iglesia y se fue posando en todas partes. Era como dejar una marca “Violet”.  Dos de las niñas llevaban las arras y las alianzas, estas iban guardadas en un libro lila precioso (que tenía un hueco con un cojincito) que nos regaló la tía de mi marido. Los testigos, nuestros padres y mi marido llevaban todos un prendido con una figurita de madera, pintada a mano, de un súper héroe acorde con su personalidad (que compré a través de Etsy) y las testigos, unos broches de violetas moradas de crochet.

sonsoles&fernando boda_146sonsoles&fernando boda_145sonsoles&fernando boda_248sonsoles&fernando boda_148sonsoles&fernando boda_089sonsoles&fernando boda_273sonsoles&fernando boda_088 

Siempre recordaré el momento en el que entré en la iglesia del lado de mi padre, con mis damitas, y mi hermano pequeño sujetando un cartel que ponía “Aquí viene la novia” mientras sonaba “alma, corazón y vida”. Me emocionó especialmente oirla del coro que elegimos Brumas Norteñas. Un coro masculino con voces del norte…Encantadores y muy profesionales.

 sonsoles&fernando boda_155sonsoles&fernando boda_154sonsoles&fernando boda_153

sonsoles&fernando boda_199sonsoles&fernando boda_235sonsoles&fernando boda_180

Como la ceremonia fue por la tarde, al salir de la misa, vimos un atardecer precioso a través del mirador de la iglesia. Y a partir de ahí ya…aterricé! Me di cuenta por fin de lo que estaba viviendo. Nos montamos en el coche mi marido y yo, mientras todos nos rodeaban y las niñas nos perseguían, y nos fuimos a un jardín a hacernos las fotos de pareja. El camino hacia allí se me hizo rarísimo, no paraba de ver paisajes preciosos desde la ventana (que, por otro lado, conocía muy bien) y a la vez miraba a mi marido y pensaba…no me lo puedo creer! El momento de las fotos fue muy divertido y Elia y su equipo hicieron que fuera muy cómodo. Estar unos minutos en un sitio tranquilo con tu marido recién casado antes de ir a la cena/fiesta fue muy especial. Un momento único. A partir de ahí empecé a relajarme y a disfrutar con todo. Llegamos a mi casa y había empezado el cocktail. Todo el mundo se lo estaba pasando genial (qué alivio) habíamos preparado una sorpresa para los invitados: un espectáculo de cetrería. A los invitados les encantó ya que, de repente, empezaron a volar entre ellos águilas y lechuzas. Todo el mundo se quiso hacer fotos con ellas.

 sonsoles&fernando boda_269sonsoles&fernando boda_297sonsoles&fernando boda_327

Otro de los detalles que había preparado, eran un montón de pomperos en forma de tarta de bodas que a los niños, y no tan niños, les encantó utilizar. El jardín, durante un momento, se llenó de pompas de jabón.

sonsoles&fernando boda_306sonsoles&fernando boda_332 

Para señalizar el camino, a parte de las señales de madera que hice y que ya os he enseñado, pusimos unas bolsitas con corazones agujereados rellenos de velas que iban recorriendo el camino y que, además, formaban nuestras iniciales en el jardín.

sonsoles&fernando boda_426sonsoles&fernando boda_338IMG_8899IMG_8900

La cena fue en una carpa transparente que con un juego de luces moradas y  las flores estaban de cuento…me encantaba el estilo “Robin Hood”. Siguiendo la tradición familiar, decidimos hacer la cena tipo buffett para que todo el mundo comiera lo que quisiera con quien quisiera. Pusimos unas mesas rectas en el centro blancas con la comida,  y mesas redondas en los laterales, con manteles lilas y flores para que la gente se pudiera sentar como quisiera. La comida se la encargamos al catering Deluz y elegimos un poco de todo; comida típica de allí : mini cociditos montañeses, mini arroz con marisco y comida más internacional ( todas decoradas y con pizarritas).

sonsoles&fernando boda_357sonsoles&fernando boda_358sonsoles&fernando boda_342sonsoles&fernando boda_366 sonsoles&fernando boda_368

Al fondo, pusimos la zona del baile con un stand enorme de chuches y barras de bebidas. Durante la cena repartimos unos tronquitos preciosos que encargué en Etsy para que tuvieran los invitados como recordatorio y unos corazones de madera en los que la gente nos escribió consejos para nuestro matrimonio, o mensajes cariñosos (en lugar del tradicional libro de firmas).

sonsoles&fernando boda_385sonsoles&fernando boda_315sonsoles&fernando boda_318bsonsoles&fernando boda_434 

Uno de los momentos más bonitos, fue cuando íbamos a cortar la tarta (coronada por dos figuras de madera de nuestros ídolos favoritos de pequeños: la Bella y Batman) y miré alrededor…Todo el mundo agitaba bengalas mientras sonaba una de mis canciones favoritas : Ho Hey de The Lumineers. Como nos dijo un amigo nuestro: fue épico!. Casi tanto como la sorpresa que me tenía preparada mi marido: unos farolillos que empezaron a volar en el jardín. Mágico!

sonsoles&fernando boda_427sonsoles&fernando boda_471

Luego llegó la hora de bailar….Una noche inolvidable!

sonsoles&fernando boda_489sonsoles&fernando boda_519sonsoles&fernando boda_515  

Desde que empecé a planificar mi boda, puse todo mi empeño en que estuviera plagada de detalles, en involucrarme para hacer yo misma muchas de las cosas y, sobre todo, que reflejara nuestra personalidad. No todo salió como esperaba y tuvimos algunos contratiempos, pero también muchas cosas salieron mejor de lo esperado. Al final, creo que todo el mundo lo pasó muy bien. Para nosotros fue preciosa, una gran fiesta familiar, divertida,  informal pero muy cuidada y, especialmente, 100% romántica. Tal y como nosotros queríamos. Lo bonito de una boda es que siempre tiene un final feliz: acabas casado!

IMG_3749

Mi Gran Boda Cántabra I


Hola a todos/as hoy quería compartir con vosotros, tal y como os había prometido, un reportaje sobre mi boda en la que os enseñaré; como quedó todo y cuales son los proveedores que elegí para MI GRAN BODA CÁNTABRA (me encanta este nombre con el que mi madre bautizo mi boda, porque me parece que refleja muy bien el follón divertido que fue organizarla para disfrutarla con nuestras grandes familias y amigos).

 sonsoles&fernando boda_029sonsoles&fernando boda_034sonsoles&fernando boda_031sonsoles&fernando boda_023sonsoles&fernando boda_057

El día empezó con muchos nervios, la noche anterior mi marido y yo nos habíamos ido a tomar algo con nuestra familia y amigos que acababan de llegar de Madrid y, al final, no conseguí pegar ojo (por mucho que me lo había propuesto para estar radiante;) ). Me desperté muy pronto y todos estaban como locos (era la primera boda de mi familia), mis tres hermanas corriendo de un lado a otro, la ropa y el maquillaje volaban, y mis hermanos nerviosos gastando bromas.

sonsoles&fernando boda_022

Yo estaba histérica, tengo que reconocerlo, me había pillado el toro con las preparaciones y no paré ni un segundo en toda la mañana; pinté y decoré el coche, acabé una de las señales de madera y pinté, mientras me peinaban, unas piedrecitas de pizarra para poner en las mesas. También, estaba muy nerviosa por el tiempo, había diluviado toda la semana y aunque escampó el día anterior por la tarde, amaneció un día algo gris y no paró de amenazar hasta la hora de comer. Y eso que era finales de julio.

 sonsoles&fernando boda_033sonsoles&fernando boda_014sonsoles&fernando boda_011sonsoles&fernando boda_012sonsoles&fernando boda_013

Una vez que me habían peinado, fui a ponerme los pendientes y cual fue mi disgusto al darme cuenta de que se me habían olvidado en Madrid los preciosos pendientes, que con tanto cariño me habían regalado mis adorados abuelos, y la pulsera, heredada de mi querida abuela paterna que falleció hace unos años, que me iba a poner. Qué horror! Como me podía pasar esto a mí?! Pero bueno, poco a poco las cosas se fueron arreglando y mi abuela que es toda una “mamma” vino a consolarme. Al final, una tía mía me prestó unos pendientes muy bonitos que también habían pertenecido a mi abuela y decidí ir sólo con ellos y mi anillo de pedida. Mientras me pintaban, por la ventana vi que empezaba a salir el sol…Mi casa de veraneo, donde se celebró la boda, estaba transformada. Todo estaba montado y listo para la boda.

sonsoles&fernando boda_026

Fui a vestirme y me quedé prendada, otra vez, de mí vestido de novia, fue una de las cosas que más me gustó de mi boda diseñado por Jorge Vázquez (al que recomiendo al 100%).Mientras se me pasaba el disgusto me fui vistiendo, un momento muy bonito en el que me ayudaron mi mami y mis hermanas. Como os he dicho, me encantaba mi vestido. Era precioso y tal y como me lo había imaginado. Lleno de detalles…Mágico!

Si hay algo que le agradezco a Jorge Vázquez, a parte del magnifico trabajo que hizo, fue que me hiciera caso con todo lo que le pedía ( y eso que fui un poco pesadita…). Era el vestido que había soñado toda mi vida. El encaje del escote y la espalda eran mi obsesión desde hacía años, las enaguas me enamoraron desde que las ví, los tejidos eran gozosos y maravillosos y me chiflaba el bordado de la parte de arriba con perlitas y petalos como de hortensia (muy del norte). 

sonsoles&fernando boda_004sonsoles&fernando boda_006sonsoles&fernando boda_007sonsoles&fernando boda_003sonsoles&fernando boda_005sonsoles&fernando boda_048sonsoles&fernando boda_047sonsoles&fernando boda_001sonsoles&fernando boda_049sonsoles&fernando boda_042sonsoles&fernando boda_050sonsoles&fernando boda_051 sonsoles&fernando boda_041

Cuando ya estaba arreglada, baje al porche a hacerme fotos sola y con toda mi familia. La fotógrafa Elia Sills se encargó de todo (otro grandísimo acierto). Fue, en todo momento, encantadora desde que la conocimos y me ayudó mucho el día de la boda. Las fotos… juzgarlas vosotras mismas! A mí me gustaron mucho.

 sonsoles&fernando boda_066sonsoles&fernando boda_122sonsoles&fernando boda_104sonsoles&fernando boda_100sonsoles&fernando boda_115sonsoles&fernando boda_114sonsoles&fernando boda_112sonsoles&fernando boda_111sonsoles&fernando boda_108sonsoles&fernando boda_052sonsoles&fernando boda_060

Cuando salía al jardín, ahí estaba el mejor amigo de la universidad de mi marido y mío que vino a entregarme mi ramo (de peonías blancas, mis favoritas) y me dedicó un precioso discurso delante de mis padres y hermanos. Fue un momento muy especial, ya que nos conoce muy bien a los dos, y le tenemos mucho cariño. Rodeé el ramo con un rosario de mi abuela .

sonsoles&fernando boda_082sonsoles&fernando boda_081sonsoles&fernando boda_071sonsoles&fernando boda_070

Le eché un vistazo a mi jardín y me alegré al verlo todo precioso. Pepe Pisa, que me había ayudado a organizar la boda, lo había coordinado todo genial. Los  magnolios de mi casa estaban en flor y mezclaron unos tarros de cristal y corazones porta velas,  y mariposas y libélulas moradas de tela, que compré, entre los árboles y plantas del jardín. El coktail sería al aire libre. Habían colocado unas mesas pequeñas, con manteles de lino blanco y flores en lila, en el jardín, y con unas sillitas de madera blanca. 

sonsoles&fernando boda_316sonsoles&fernando boda_323sonsoles&fernando boda_322 

Otros detalles que había hecho a mano con gran cariño, durante meses, para mi boda fueron: Unas letras de corcho que hacían la palabra BAR y otras más grandes que formaban la palabra LOVE, que pusimos en la mesa gigante de chuches al lado de la pista de baile (soy adicta a las chuches así que tenía que haber varias). También hice los meseros y puse, en cada mesa, un tarjetón lila en el que había escrito una frase bonita y romántica de mi libro favorito: Los Miserables de Victor Hugo. También, en cada una, había una piedra de pizarra con el nombre de mi boda en hastag (para que si la gente colgaba fotos en instagram las pudiera ver después en #migranbodacantabra).  Además, hice tres carteles gigantes de madera con corazones de hilos (dos de madera oscura e hilo rojo, y uno de madera blanco con hilo rosa) que decoraban una de las paredes de la carpa. También hice distintos pom-poms para los baños y para decorar distintos sitios y 6 señales de madera que indicaban el camino para que nadie se perdiera (esas ya os las he enseñado un par de veces)

sonsoles&fernando boda_064sonsoles&fernando boda_314sonsoles&fernando boda_319sonsoles&fernando boda_320

Dentro de poco os contaré más acerca de la boda…de la iglesia, la cena y fiesta de después. Espero que esta primera parte os haya gustado!

Mauru’uru


Hace ya un par de meses os estuve hablando de la primera parte de nuestra luna de miel en Nueva Zelanda. Pues bien! Hoy toca la segunda: MOOREA.

IMG_9951IMG_9849IMG_0150IMG_9955IMG_9834IMG_9864IMG_9749

Moorea es una isla pequeñita, de la Polinesia Francesa, que está muy cerca de Tahití. En ella hay una gran montaña con varios picos rodeada de playas y dos bahías. Este paradisiaco lugar es exactamente como ves en libros, revistas o Internet; arenas blancas, agua transparente, peces de colores… Me gustó mucho porque nunca había estado en un sitio parecido. Es maravilloso ver, con tus propios ojos, las cosas tan distintas y bonitas que el mundo ofrece.

IMG_0130IMG_9923IMG_9791IMG_9803_DSC0454IMG_9812

Estuvimos allí 6 días y la experiencia fue inolvidable. Nos alojamos en un Overwater Bungalow que es una casita encima del mar que tenía, en el suelo de la habitación, una ventana en la que, tanto de día como de noche, veías pasar peces. Yo me quedaba ratos larguísimos mirando. Siempre he sido muy miedica con el mar así que aunque buceamos bastante, en zonas de poca profundidad, para ver peces de colores y corales prefería mirarlo todo desde allí.

IMG_0022IMG_0079IMG_0080

IMG_0082IMG_9839SAMSUNG CSCIMG_0284IMG_9811_DSC0062Imagen 4Imagen 3

El plan número 1 allí es descansar, pero también hicimos un par de excursiones. Un día recorrimos la isla con una guía en una especie de 4×4 descapotado (toda una aventura ya que las carreteras no están muy bien preparadas, y hay zonas muy empinadas). Aprendimos la historia de la isla, estuvimos en miradores preciosos, probamos un magnifico helado de…. (la flor blanca típica de la isla que huele tan bien) y, como no, compramos pareos y collares de conchas.

_DSC0452IMG_9947

Otro día hicimos una excursión en barco rodeando la isla. Fue increíble. Buceamos con tiburones pequeños y mantas rayas. Yo no lo iba a hacer pero después de ver que a nadie le pasaba nada me lancé, eso sí, utilizando a mi pobre marido de escudo todo el tiempo (para los escépticos que me conocen, al final me atreví incluso a tocar una manta raya, tengo un video que gravó el guía que lo demuestra…). Vimos varias tortugas, delfines y ballenas, nos llevaron a calas preciosas y, en definitiva, pasamos un día estupendo.

Imagen 1_DSC0658_DSC0639_DSC0831_DSC0073

Otras de las actividades que me gustó mucho fue ir a una especie de “clase” en la que nos enseñaron como se crean las preciosas perlas negras, tan típicas de allí, y aprendimos acerca de su pureza, formas, gamas de colores…Fascinante! De hecho me traje un recuerdo precioso: una perla negra (de un color gris violeta, como no), en forma de lágrima que me regaló mi querido, y recién estrenado, maridito. Me encantó!.

IMG_0076IMG_0144

A parte de eso el día a día transcurría tomando el sol, saltando al mar desde la habitación y poco más…y, casi todos los días, comer y cenar en algunos de los restaurantes del hotel. Era muy divertido porque cada noche había un espectáculo distinto de bailes típicos de la zona. Además cada dos por tres te daban una flor para que te la pusieras en el pelo (lado izquierdo si estabas casada, lado derecho si no).

IMG_0285IMG_9902IMG_9889_DSC0575IMG_0286IMG_0078Imagen 6Imagen 5

IMG_9793_DSC0088

La única experiencia agridulce del viaje fue ver la pobreza en la que viven la mayor parte de los nativos. Es verdad que la mayoría siempre estaban riendo y bailando, pero ver las condiciones en las que vivían era impactante. Siempre me ha parecido muy poco atractivo que el lujo se exhiba frente a la pobreza, puede ser motivo de muchos vicios. Resulta difícil disfrutar, aunque sólo sea por delicadeza e incluso algo de hipocresía, de algo maravilloso cuando te lo está proporcionando alguien que ha sido totalmente desprovisto de ello.

Al final, el balance fue muy positivo. Siempre recordaré con cariño esta maravillosa isla.

IMG_0163Imagen 2IMG_2578

2013.Living life. Loving it!


Feliz Año Nuevo!

Hoy, y antes de que acabe el año…Quería desearos desde aquí una Feliz Navidad y un próspero año Nuevo!

Este año que acaba ha sido, para mí, uno de los años más felices de mi vida. Lleno de ilusión, aventuras y nuevas experiencias. Lo que más me ha gustado de este año ha sido:

 

Planear mi boda

Mi pedida

Disfrutar como nunca de mi familia

CASASARME

Viajar a la otra punto del mundo en mi luna de miel 

Montar mi pisito 

Clebrar mi primera navidad de casada 

Seguir disfrutando de nuestras familias

Os dejo un video que he hecho que resume todo eso

 http://flipagram.com/f/P9J0XCxMal

Un año maravilloso. Y espero que siga así! ¿Mis nuevos propósitos?  Tienen que ver sobretodo con crear hábitos fuertes. Especialmente en relación con la salud y los proyectos profesionales (nada muy original, pero difícil).

Os deseo, de corazón, mucha suerte, salud y amor para el año que viene. Pero, sobre todo, que consigáis aquello que os habéis propuesto. Y a ver si en España vamos mejorando…Seguro que sí!

Honey! Honey! II


Hola!

Hoy os voy a contar un poquito más de nuestro paso por Nueva Zelanda, concretamente, de la Isla Sur que fue, para nosotros, la más espectacular. Allí estuvimos la mayor parte del viaje recorriendo varias ciudades/pueblecitos en coche.

IMG_9679IMG_0189_DSC0211IMG_0196

QUEENSTOWN: es una ciudad preciosa al borde del lago. Absolutamente maravillosa. Fue una de las ciudades que más nos gustó. Nos despertábamos cada día con unas vistas de postal. El lago es increíble, de un azul tan intenso que no parecía real. Es la capital de los deportes de riesgo (puenting, paracaidismo, parapente…) y recibe muchos esquiadores por sus impresionantes montañas.

Es el sitio que suelen preferir para veranear (tanto en invierno, como en verano) la gente con un mayor nivel adquisitivo. Estaba muy cuidada, las casas eran de las más bonitas que vimos y los restaurantes eran más monos.  Además,  todo estaba lleno de tiendas de productos de cashmere y lana merina…El paraíso! Nada más llegar ahí nos dimos cuenta de lo que era invierno en Nueva Zelanda, y rápidamente me compre un gorro, guantes y unas UGGS de color Beige (típicas de ahí) que no me quité hasta que no nos fuimos de Nueva Zelanda.

IMG_9760IMG_9661_DSC0757IMG_9310IMG_9308_DSC0577_DSC0647

FIORDLAND: Uno de los días que pasamos en Queenstown lo utilizamos para  hacer una visita guiada a través de este parque natural, que es uno de los más grandes del mundo. Ahora si que no tengo palabras para describirlo…Totalmente espectacular. Me pareció asombroso ver que cada lago, río, cascada…era de un color diferente al anterior.

Dentro del parque hicimos una parada en MILFORD SOUND. El primer fiordo de mi vida…precioso. Cuando llegamos había niebla (por lo visto, es muy habitual allí) aunque se podía ver todo perfectamente, pero lo envolvía todo en un aura misteriosa. Yo me imaginaba, montada en el barco, como tuvo que ser para el capitán Cook entrar en Nueva Zelanda por allí, enfrentándose a lo desconocido…Apasionante!

IMG_9674IMG_9673IMG_9667IMG_9666IMG_9370IMG_9319IMG_9675_DSC0532_DSC0459_DSC0396_DSC0367_2_DSC0233_DSC0239_DSC0220

LAKE WANAKA: En el borde de este lago, hay un pueblo pequeñísimo pero con mucho encanto, hay muy pocos restaurantes pero varias tiendas de decoración monísimas (con varias cosas hechas a mano). Nos encantó lo tranquilo y bonito que era, y los caminos tan agradables que había al borde del lago. Además, tuvimos la suerte de que desde la habitación del hotel salíamos directamente a la orilla.

IMG_9765IMG_9767IMG_9764_DSC0111_DSC0067_DSC0099_DSC0994_DSC0986_DSC0954_DSC0946_DSC0064_DSC0852

FRANZ JOSEPH: Aquí tuvimos un poco de mala suerte con el tiempo. No paró de llover y no pudimos hacer la excursión por el glaciar que habíamos planeado, pero pudimos acercarnos a él y fue una experiencia inolvidable. Era la primera vez que veíamos un glaciar y nos pareció muy bonito. Fue impactante.

la foto (6)IMG_9865IMG_9827IMG_9474IMG_9475IMG_0083_DSC0232_DSC0207_DSC0181_DSC0178_DSC0167

PUNAKAIKI: Apenas estuvimos un día aquí. Un pueblo con 3 o 4 casas. Nos quedamos a dormir en una cabaña entre el mar y el monte, alejados del hotel principal, éramos los únicos y por la noche se desató una tormenta y se fue la luz…qué miedo!  A la mañana siguiente visitamos los Pankake Rocks,  un fenómeno de la naturaleza genial. Son acantilados en los que las rocas parecen, como su propio nombre indica, tortitas puestas una sobre otra.

IMG_9466_DSC0253_DSC0152IMG_0197IMG_0195IMG_0194IMG_0193IMG_0191IMG_9470

KAIKORUA: Un publicito precioso y ya algo más grande al borde del mar. Su principal atracción es montarse en un barco e ir a ver ballenas. Y las vimos! Una experiencia divertidísima. Me encantó porque, en general, en todo el viaje la conexión con la naturaleza era total. No hay nada que relaje y recargue más las pilas (física y mentalmente) que eso.IMG_0266IMG_9706IMG_9637IMG_9634_DSC0382_DSC0376_DSC0351

CHRISTCHURCH: Esta ciudad nos recordó un poco a Oxford, hay varias universidades e iglesias muy bonitas, y muchos puentecitos y canales. Estaba en obras por el terremoto. De hecho, en la tele los anuncios de seguridad contra terremotos eran casi más numerosos que los de los de los All Blacks (el mayor orgullo de los KIWIS)

IMG_9631IMG_9619IMG_9618IMG_9617IMG_0424IMG_9525IMG_9521

En resumen, me encantó Nueva Zelanda. Aunque tenía algo de miedo por ir en invierno, y tengo que reconocer que un poquito de pereza saltar al frío estando en España en pleno verano, no me puedo alegrar más de haber ido en esta época. Todo estaba precioso, había nieve en las montañas, la naturaleza era estaba verde y fresca, no nos llovió casi nada y estábamos siempre solos en todas partes…un viaje romántico, mágico e inolvidable.

En el próximo post de la luna de miel os hablaré de nuestro otro destino…Moorea!

IMG_9702